EL VERBO ENCARNADO. TRASLADO DEL SANTÍSIMO CRISTO DE LA AGONÍA